Anestésicos para tatuajes

En este artículo de noticias hablaremos acerca de los tipos de cremas anestésicas para cuando se hace un tatuaje.

Anestésicos

Hablar de anestésicos al momento de hacer un tatuaje a menudo es controversial ya que muchos creen que el dolor es parte de la experiencia los tatuajes y que si uno quiere hacerselo debe soportar el dolor al contacto con la máquina para tatuar. Por otro lado, el dolor siempre esta presente y siempre es algo que a los primerizos les suele preocupar. Hoy no nos dedicaremos a deliberar acerca de si uno debe tatuarse con o sin crema, pero si hablaremos un poco sobre los anestésicos para tatuajes.

A continuación mencionaremos algunos de los analgésicos más conocidos para tatuar y diremos cuáles son sus componentes, cómo funcionan y otros aspectos de estos productos para evitar el dolor durante el proceso de un tatuaje.

Cremas anestésicas para tatuar

Existen varios tipos de cremas anestésicas para reducir el dolor al hacerse un tatuaje, dependiendo de dónde te encuentres, algunas son más fáciles de conseguir que otras pero de cualquier modo, existen sitios en internet donde puedes comprar accesorios para tatuajes, cremas anestésicas, anestésicos en spray y hasta comprar máquinas para tatuar y recibirlos en tu casa. La crema anestésica para tatuar más popular y más fácil de conseguir es la EMLA seguida por la Dr.Numb y la Ink-Eeze, que vienen en presentaciones en crema, loción o spray.

Todos estos anestésicos son de uso tópico, es decir de uso externo, se aplican sobre la zona de la piel donde se hará el tatuaje o donde se hará una perforación.

La función de los anestésicos es que minimizan el dolor durante el funcionamiento de la máquina para tatuajes, adormecen la zona gracias a que contienen lidocaína y prilocaína.

Lidocaína

En cuanto a sus aspectos técnicos, brevemente podemos decir que la lidocaína y la prilocaína presentes en estos productos forman una mezcla eutéctica. Es una emulsión de 5% que contiene 2.5% de lidocaína y 2.5 % de prilocaína. EMLA es el mejor ejemplo de este compuesto y se vende como un anestésico local, no necesita de prescripcines médicas y su uso no está restringido para determinadas edades.

¿Cómo funcionan los anestésicos para tatuar?

Los anestésicos vienen en distintos formatos: crema, parche o spray. Lo que se hace es aplicar la cantidad que se indica sobre la zona que se quiere insensibilizar para tatuar y esperar aproximadamente media hora. Transcurridos los 30 minutos, la zona se insensibiliza durante otros 30 o 45 minutos como máximo. Se debe utilizar el tiempo en que se insensibiliza la zona para realizar el trabajo, pues el efecto comienza a desaparecer pasados los 40 minutos. Se debe tener mucho cuidado en este aspecto, ya que como sabemos, hacer un tatuaje tarda más de 30 minutos, por lo que habrá que considerarse más de una sesión.

Te recordamos que si te interesa comprar máquinas para tatuar en nuestro sitio puedes revisar el catálogo de productos y escoger el mejor con envío a todo México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *